El barco Anne Bonny se establece en la provincia de Almería.

El barco Anne Bonny se establece en la provincia de Almería.

El barco Anne Bonny se establece en la provincia de Almería.

 

Debe su nombre a la primera mujer pirata de la historia de la navegación y fue construido en 1905. Ha surcado las aguas de medio mundo y es el único barco de su época que aún se mantiene operativo en toda la costa de Almería. Originalmente fue un barco de vapor que inicio sus viajes en Noruega y aún conserva parte del casco original, hecho de acero para poder transportar mercancías por las gélidas aguas de sus ríos. Posteriormente se transformó en una embarcación de motor y, en Francia, se convirtió en velero o goleta.

Este verano el barco Anne Bonny se paseará por la costa de Almería, en travesías de una hora y media de duración, con agradable paseo y con la posibilidad de visualizar delfines, atunes y tortugas bobas. Para garantizar las medidas sanitarias anti-covid, se ha reducido su aforo a la mitad y se toma la temperatura antes de zarpar.

El buque, definido como “goleta clásica”, está construido totalmente en acero de estructura transversal. Incluso con las diversas actualizaciones, mantiene la forma y distribución original del buque, sin hacer variaciones estructurales, ni de disposición de espacios, para así poder mostrar lo más fielmente posible las características de este tipo de buques. La histórica goleta de tres palos, se convierte por tanto, en un novedoso espacio alternativo para disfrutar de inolvidables paseos por la bahía de Almería.

El nombre se debe a mujer nacida en Irlanda y criada en Estados Unidos. Le gustaba montar a caballo, usaba las pistolas mejor que muchos chicos de su edad y, aseguran, que cuando era adolescente apuñaló a una criada inglesa de la plantación con un cuchillo de carnicero. En busca siempre de nuevas aventuras, se encontró por el camino con un antiguo pirata llamado James Bonny, con quien se casó a espaldas de sus padres.

 

La pareja de recién casados se fue a vivir a las Bahamas. Su marido, que era el informador del gobernante en su lucha contra los piratas pasaba largas temporadas fuera de casa, tiempo que aprovechaba Anne para tener numerosos escarceos amorosos, pero uno de esos escarceos fue a más y determinó la vida de nuestra protagonista.

Anne se enamoró del pirata Jack Rackham, apodado ‘Calico Jack’, que le compraba regalos y le pedía que se escapara con él, pero James no estaba dispuesto a dejar libre a su mujer y denunció el caso al gobernador que la amenazó con azotarla públicamente. La pareja decidió huir, pero antes reunieron una tripulación y robaron un barco en el puerto, iniciando así Anne Bonny su “carrera” como pirata. Anne Bonny vestía ropas masculinas, era una experta manejando las armas y era tan peligrosa como cualquier hombre pirata.

Después se junto a otra mujer pirata llamada Mary Read y juntas fueron muy conocidas en todo El Caribe, pasando a la historia como la primera vez en la que quedaba constancia por escrito sobre la existencia real de mujeres piratas. Las dos mujeres se hicieron famosas por sus hazañas en el mar y por atesorar más valor que muchos hombres.

Aunque nunca sabremos cuál fue su verdadero final, lo que sí es cierto es que Anne Bonny ha pasado a la historia por ser la primera mujer pirata de la que se tiene constancia.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *